Tutoriales, noticias y soluciones informáticas

Etiqueta: pantalla

Instalación de un servidor de RustDesk: la alternativa libre y gratuíta a Anydesk, TeamViewer y Logmein

Oficina tradicional

Desde que comenzó la pandemia de Covid19 allá por el 2020 muchas empresas han tenido que buscarse la vida para dar soporte a usuarios de ordenadores situados lejos de sus propias oficinas. El teletrabajo ha hecho que para mucha gente la oficina ahora sea su domicilio, y pese a que este hecho tenga consecuencias positivas tanto para los empleadores como para los empleados, también tiene algunas negativas.

Por ejemplo, los departamentos de IT de muchas empresas tienen ahora más cosas de las que ocuparse, ya que van tener que dar soporte a los empleados que están trabajando desde sus casas, y por qué no decirlo, esto ha supuesto un pequeño quebradero de cabeza en algunos casos. Cuando hay que configurar algo en el ordenador que usa el empleado es imprescindible que la empresa use alguna herramienta que permita visualizar y controlar remotamente la pantalla de ese equipo.

Uy, sí. Herramientas de esas en mi empresa las llevan usando hace años. Primero usaban LogMeIn. Luego empezaron a usar Team Viewer. Luego Anydesk. No sé por qué andan cambiando de software cada poco tiempo. 
Interfaz de rustdesk en pequeño

Algo similar ha pasado en casi todas las empresas. Incluso cuando tienes contratado algún software en el servidor y los desarrolladores necesitan acceder a él de alguna forma, acaban instalando alguna otra herramienta similar. El problema es que muchas de estas herramientas se han intentado vender con precios absurdamente elevados, incluso para las empresas (LogMeIn sobre todo), con lo cual poco a poco fueron entrando competidores con precios «menos exagerados». Algunos de ellos con el tiempo acabaron optando por la misma política de precios desorbitados (Team Viewer) y algunos otros han podido ofrecer precios mucho más razonables (como Mikogo o Anydesk), pero sin llegar a ofrecer nada que no ofreciera ya la competencia, por lo que no hay ningún software de este tipo que podamos decir que usa la gran mayoría de las empresas. Cada una va usando el software que ve más conveniente para esta labor o que más se ajusta a sus presupuestos.

Por mi parte siempre he distinguido dos tipos en esta clase de software: por un lado tenemos los programas que funcionan (mejor o peor) en una red local, pero que a la hora de conectarse a través de internet tienen serios problemas de acceso porque no están diseñados para acceder a ellos a través de internet (como VNC o el escritorio remoto de Microsoft). Y por otro lado tenemos programas que nos permiten conectar al equipo de forma remota a través de internet y dar soporte directo al usuario, como LogMeIn, Team Viewer, AnyDesk y similares.

Y básicamente en estas estábamos hasta que hace muy poquito entró un nuevo competidor en el juego que nos vino a ofrecer algo tremendamente rompedor.

Te veo venir. ¿Algo que no usa ni el tato? ¿Programa raruno? ¿Software libre quizá? ¿Algo que para instalarlo tienes que sacarte tres master en informática de sistemas?

Ehhhh… bueno… te concedo lo de raruno. El tema es que por fin se ha desarollado un software completamente libre que nos permite acceder a equipos de forma remota a través de internet, de forma muy similar a cómo lo hace Team Viewer o Anydesk. Mira, fijate en esta pantalla de anydesk.

interfaz de anydesk

Ahora mira esta otra pantalla de RustDesk (que es el software del que vamos a hablar en este artículo)

Interfaz de Rustdesk
¡Ay va! ¡Pero si parecen gemelos!

Si te fijas el interfaz es casi igual (Bueno… por qué no decirlo, muchos de estos programas tienen interfaces similares). Personalmente a RustDesk no le he echado en falta ninguna funcionalidad clave, así que todo esto unido a que es un software por el momento completamente gratis…

Espera, espera... ¿Por qué "por el momento"? ¿El programa se va a volver de pago?

Sólo en una parte que no nos debería afectar. Este software está aún en desarrollo. Según he podido entender, los desarrolladores tienen la intención de mantener gratuítas las funcionalidades que tiene Rustdesk en este momento (básicamente todas las cosas que podemos hacer con AnyDesk, por ejemplo). Pero al parecer están desarrollando también un interface web para controlar todos los dispositivos vinculados con nuestro servidor de Rustdesk, controlar los equipos que estén dentro del dominio de la empresa, etc… Ese interface por lo que he entendido va a ser una parte de pago, pero no es algo crítico ni mucho menos. En mi empresa pagamos (hasta ahora) religiosamente licencias de Anydesk y esa parte no se la he visto a Anydesk por ningún lado, así que puede estar interesante cuando terminen su desarrollo.

¡¡Quieto parao!! ¿Qué es eso que dijiste antes de "nuestro servidor de RustDesk"?. Anydesk o Team Viewer no necesitan instalar ningún servidor. Sólo un programa en el equipo cliente y otro en el ordenador de la persona que va a dar soporte al usuario. 
Cables

Lo sé, pero el tema es que no puedes hacer una conexión de equipo a equipo a través de internet (para visualizar la pantalla del cliente, por ejemplo) sin una estas dos opciones:

  • Saber su ip pública y que esta ip pública sea accesible a través de internet.
  • Usar un servidor que medie en la conexión entre los dos equipos.

El primer punto es el punto clave. Últimamente están muy de moda las líneas CG-NAT de las que tanto hemos hablado en otros artículos (y que tanto detesto). Este tipo de líneas no tienen ip pública a la que poder mandar una petición, así que tendremos un problema a la hora de acceder a ese equipo de forma directa. Resulta mucho más adecuado que el software de escritorio remoto de ese equipo se conecte a un servidor y que se haga la transferencia de datos con ese servidor mediando entre los dos equipos. Un esquema similar es el que usan todos estos servicios, sólo que el servidor que se usa es la infraestructura de la empresa desarrolladora (Team Viewer, Anydesk o la que sea) en lugar de tener que montártelo tú en tu empresa.

Sí, sí... lo que quieras. Pero yo no necesito montarme un servidor para usar AnyDesk. 
Configurando un servidor

Pues has de saber que la parte de montar un servidor de Rustdesk es completamente opcional. Puedes usar RustDesk sin montarte un servidor, usando los servidores de RustDesk. Sin embargo para mi, ya que existe la opción, es más que recomendable montarse uno.

Para que nos entendamos: puedes dar soporte a un usuario con RustDesk usando los servidores del propio RustDesk (Como haces con AnyDesk o Team Viewer), con lo cual necesitas sólo el programa en el ordenador del usuario y en el tuyo. O también puedes montarte tú un servidor de RustDesk propio para que todo el tráfico pase por tu servidor. En este artículo aprenderemos a montarnos nuestro propio servidor de Rustdesk aunque también aprenderemos a usar RustDesk sin realizar esa instalación.

Ni que decir tiene que montarte tú un servidor propio es la opción ideal siempre que sea factible. Tendremos menos riesgos de que alguien intercepte el tráfico directamente en el servidor y no dependeremos de si un servidor ajeno está saturado de peticiones o no, con lo que si nuestro servidor está bien dimensionado no deberíamos tener nunca problemas de rendimiento. Si lo piensas, para una empresa tener algo así es más que recomendable (y toda empresa que tenga un departamento de informática debería tener alguien que pudiera montarlo sin mayores problemas). No dependes de terceros para un servicio que puede llegar a ser crítico y te garantizas un rendimiento óptimo siempre.

Así que vamos a ver cómo podemos montar este tinglado sin que nos explote ningún equipo.

Seguir leyendo
Share

Cambiar pantalla lcd a portátil Airis Mercurio N35AS1

Hace unos días, hablando con mi hermano sobre la posibilidad de tener un portátil donde estoy viviendo ahora (ya que la casa dónde estoy no es muy grande y no hay sitio para poner un ordenador de sobremese), él me dijo que si quería me daba uno que tuvo él, pero que tenía la pantalla averiada y no compensaba arreglarlo. Me informé de las características del equipo y al final resultó ser un equipo bastante decente como para tenerlo perdido en el fondo de un cajón. Era un portátil Airis Mercurio N35AS1, con un disco duro de 40 Gb, un procesador a 2’4 Gigahertzios, 512 MB de memoria… y la pantalla con un problema tremendo, y es que presentaba unas rayas verticales de arriba a abajo (lo que implicaba que para usar de forma digna el equipo había que cambiar la pantalla). Os pongo una foto de lo que le pasaba a la pantalla.

Se podían ver claramente tres rayas verticales atravesando la pantalla de arriba a abajo (dos de medio centímetro y otra de un par de píxeles) que impedían ver correctamente los textos.

Ante tal regalo me movilicé para arreglar este problema y me informé de cómo cambiar el monitor. Antes de ir a ningún sitio me informé sobre su soporte técnico y pude comprobar que es un desastre. Cambiar una pantalla cuesta más de 500 euros y por lo que veo la gente está muy descontenta con él. Como un monitor, aunque sea de portátil, es una simple pieza que colocar, busqué por mi ciudad algún sitio dónde repararan equipos que pudiera cambiarme la pantalla. En APP me dijeron que lo único que podían hacer era tramitar el envío al servicio técnico y que no me merecía la pena. En una tienda cerca de mi casa me dijeron que ni me lo miraban porque era tan caro que no compensaba. Al final encontré una tienda donde al menos se quedaron el equipo unos días y me dieron presupuesto… pero era también de 550 euros.

Como no entendía por qué la reparación era tan cara (al fin y al cabo un monitor lcd de sobremesa nuevo no pasa los 200€ ni de broma), me decidí a probar suerte y a cambiarlo por mi cuenta.

Lo primero era acceder a la parte trasera de la pantalla para saber el modelo de la misma para buscarla por internet.

Para ello hay que quitar los cuatro tornillos que marco en la foto. Luego hay que quitar con cuidado el plástico gris que rodea la pantalla (lo pizais con un desatornillador por un lateral hasta quitar uno de los topes. El resto de topes irán saliendo según vayamos tirando del embellecedor).

Ahora lo que hay que hacer es quitar los tornillos que fijan la pantalla al plástico trasero. Para ello primero quitamos los cuatro tornillos que hay en el canto de la pantalla (no hay pérdida, puesto que el plástico trasero tiene la forma para introducir el desatornillador.

Luego hay que quitar otros seis tornillos. Están en la base de la pantalla. Os los marco en la siguiente foto.

Una vez hecho eso, la parte trasera ya se encuentra totalmente desmontada

Ahora sólo tenemos que mirar marca y modelo de la pantalla para ver si la podemos encontrar más barata. La identificación está en la esquina inferior izquierda (mirando desde atrás)

Al final la pantalla era una Hyundai HT15X31-100. Una simple búsqueda por google me permitió encontrar la pantalla a un precio razonable. Dado que la tienda, a pesar de estar bien lejos (en estados unidos), tiene el soporte de E-Bay (puedo pagar mediante paypal), me registro y pido una pantalla. Ésta tarda en venir a mi casa cuatro días (con un fin de semana por el medio). Una vez en casa, simplemente tuve que quitar los dos cables que sujetan la pantalla (simplemente tirando de ellos). Un cable está en la zona inferior y se conecta a una pieza sujeta en la carcasa trasera de la pantalla (es el cable rosa que aparece en la foto anterior), y el otro es el largo que atraviesa la pantalla.

Hecho esto, quito todos los tornillos que sujetan la pantalla a los laterales y la retiro.

Hecho esto, simplemente tuve que seguir el proceso a la inversa. Primero fijarla a los laterales, luego conectar los cables (hecho esto ya pude probar su funcionamiento), luego colocar la parte trasera y por último el embellecedor.

Con todo esto hecho, sólo me quedó instalar un sistema operativo digno.

¡¡¡Y voila!!! Portatil funcional cuando en todos los sitios me decían que tirara con el portátil.

Share

© 2022 Flopy.es

Tema por Anders NorenArriba ↑

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies